Esta es la historia de Manuela, una chimuela, con algo de sobrepeso, es la nueva empleada pero sus compañeros se encargarán de hacerle la vida imposible en la empresa.

Pero lo que jamás se imaginaron es que Manuela era la nueva gerente, disfrazada de fea, para darles una gran lección y es que el físico no es más importante que las capacidades y el talento.

¿Quieres saber como terminó esta historia? Descúbrelo aqui: